MOUSSAKA


INGREDIENTES: 4 personas


2 berenjenas
500 grs. de carne de ternera
2 patatas
1 cebolla
1 diente de ajo
1/2 cucharadita de canela en polvo
1/2 vaso de vino blanco
Queso parmesano rallado
Aceite de oliva virgen extra
Sal

Para la salsa de tomate:
500 grs. de tomates maduros
1 ramita de tomillo
1 ramita de romero
Aceite de oliva virgen extra
Sal
Pimienta
Azúcar

Para la salsa bechamel:
30 g de harina de trigo
30 g de mantequilla
200 ml de leche entera
Nuez moscada
Sal
Pimienta

PREPARACIÓN:

En primer lugar preparamos la salsa de tomate. Lavamos los tomates y los cortamos en gajos. Ponemos una sartén con 3 c/s de aceite de oliva virgen extra. Echamos el tomate, salpimentamos, incorporamos el ramillete de hierbas aromáticas y tapamos. Dejamos cocer a fuego medio durante 20 minutos aprox. Probamos y rectificamos de sal (si fuera necesario). Sacamos el ramillete de hierbas y dejamos cocer durante 10 minutos más. Una vez lista nuestra salsa, la pasamos por un chino y reservamos. Ahora nos ponemos a hacer las patatas. Para ello pelamos y cortamos las patatas en rodajas de 1/2 centímetro. Ponemos una sartén con abundante aceite de oliva virgen extra y las freímos a fuego medio. La idea es que se hagan bien sin llegar a tostarse. Una vez fritas, las sacamos y las ponemos a escurrir sobre papel de cocina. Reservamos.

Lavamos bien las berenjenas y las cortamos en rodajas de 1/2 centímetro. Las salamos y las dejamos sobre papel de cocina durante 30 minutos para que suelten el agua y así dejen de amargar. Ponemos una sartén y la pintamos con un pincel de silicona de aceite de oliva virgen extra. Freímos las berenjenas y las ponemos sobre papel de cocina. Reservamos.

El penúltimo paso es preparar la carne. Para ello, en primer lugar, picamos finamente la cebolla y el ajo, y lo sofreímos. Incorporamos la carne picada. En este caso utilicé carne de ternera, pero podéis hacer la moussaka con cualquier tipo de carne: cordero, cerdo o pollo. La receta original es con cordero. Una vez tengamos la carne bien cocinada, añadimos 1/2 vaso de vino blanco, 7 c/s de la salsa de tomate que hemos realizado anteriormente y dejamos reducir unos 10 minutos mientra vamos moviendo. Espolvoreamos canela molida y removemos. Rectificamos de sal y pimienta, y reservamos.

Por último vamos a preparar la salsa bechamel. Ponemos un cazo al fuego e incorporamos la mantequilla. Una vez derretida la mantequilla,  incorporamos la harina y mezclamos hasta que ambos ingredientes queden integrados. A continuación incorporamos la leche bien caliente. Removemos durante unos 6 minutos hasta que desaparezcan los grumos y haya espesado la salsa. Salpimentamos y añadimos nuez moscada.

Comenzamos a montar nuestra moussaka. Sobre una fuente de horno ponemos papel de hornear y sobre éste unos moldes individuales. Así conseguiremos que cada ración quede perfectamente presentada (también podemos utilizar un molde de plum cake y hacer una sola moussaka). Ponemos una capa de patatas que cubra  bien toda la superficie. A continuación ponemos una capa de berenjenas, sobre ésta una capa de carne, otra de berenjenas y otra de carne. Cubrimos con la salsa bechamel y espolvoreamos parmesano rallado.

Precalentamos el horno a 170º e introducimos. Horneamos durante 12 minutos. Cambiamos la opción del horno y ponemos el gratinador durante 3-4 minutos a 250º. Retiramos el molde sobre el plato de servir y presentamos en la mesa a nuestros comensales. Quedaremos estupendamente pues es un plato delicioso y muy completo.

Esta receta la vi en 'Lazy Blog'.

CONVERSATION

Back
to top