ÍNDICE DE RECETAS    |    RECETARIOS EN PDF    |    TABLA DE EQUIVALENCIAS   |   RESTAURANTES    |    SOBRE MÍ / CONTACTO    |    THE MJ COOKING SHOW / VÍDEOS
________________________________________________________________________________________________________________________________________________

28 de mayo de 2015

BERENJENAS RELLENAS CON SALSA BOLOÑESA | VIDEORECETA


Cada vez que comemos estas berenjenas rellenas nos gustan más. A todos, pequeños y grandes. Da igual que la berenjena sea de la variedad Barbentane (violeta), la blanca, la verde o la violeta y blanca, que es la que utilizo en esta receta. De hecho, tenía ya publicada una receta de berenjenas rellenas, que hice en Thermomix (tanto la boloñesa como la bechamel) y muchos me habíais pedido la receta cocinada de manera tradicional, así que vuestros deseos son órdenes para mí... ;)

Además, he de confesaros un secreto: hasta que tuve la Thermomix era incapaz de hacer una bechamel en condiciones, siempre me quedaba con grumos y acababa pasándola por la batidora. Gracias a la siempre socorrida e imprescindible Larousse Gastronomique descubrí la receta perfecta de bechamel, hecha a partir de un roux ("mezcla de mantequilla y harina en proporciones iguales"). Veréis que perfección de bechamel, ¡está impresionante!

VIDEORECETA


BERENJENAS RELLENAS CON SALSA BOLOÑESA

INGREDIENTES: 4 personas

400 g de carne picada mixta (cerdo/ternera)
2 berenjenas grandes
1 cebolla grande
100 g de zanahorias
1/2 pimiento verde
1/2 diente de ajo
200 g de tomate natural
1 hoja de laurel
1/2 cucharadita de orégano seco
60 ml de aceite de oliva virgen extra
150 ml de agua
75 ml de vino blanco
Pimienta negra
Sal

Para la bechamel:
80 g de mantequilla
80 g de harina de trigo
600 ml de leche entera
Pimienta
Sal
Nuez moscada

Para gratinar:
Parmesano rallado

Utilidades:
Tabla de equivalencias
Salsa boloñesa
Bechamel

PREPARACIÓN:

Partimos las berenjenas por la mitad. Con una puntilla les hacemos unos cortes transversales sin llegar a traspasar la piel. De arriba a abajo y luego al revés, formando rombos en la carne. Colocamos las berenjenas en una fuente de horno y le echamos un chorrito de aceite de oliva virgen extra a cada mitad. Horno precalentado a 180ºC, opción arriba-abajo, horneamos durante 30-40 minutos.

Preparamos el relleno, una salsa boloñesa. Picamos las verduras: 1 cebolla, 100 g de zanahorias, 1/2 pimiento verde y 200 g de tomate natural. Pelamos y picamos el ajo. En una sartén, echamos 60 ml de aceite de oliva virgen extra. Añadimos todas las verduras y sofreímos. Echamos una pizca de sal. Mientras, salpimentamos la carne, 400 g, mitad cerdo, mitad ternera. Una vez bien sofrita la verdura, incorporamos la carne. Vamos removiendo y picando la carne para que no nos queden grumos muy grandes. Echamos 1 hoja de laurel, media cucharadita de orégano seco, 75 ml de vino blanco y 150 ml de agua. Dejamos reducir a fuego medio durante 15-20 minutos. Pasado el tiempo retiramos la hoja de laurel.

Sacamos las berenjenas del horno. Con ayuda de una cuchara o de un sacabolas, retiramos la pulpa de las berenjenas y la incorporamos a la boloñesa. Removemos todo el relleno para que se mezcle bien y dejamos sofreir durante 5 minutos. Sed generosos y rellenad bien cada mitad de berenjena.

Vamos ahora a preparar la bechamel, ¿Tenéis problemas con los grumos de la bechamel? Pues seguid esta receta y nunca más tendréis grumos. Preparamos un roux, que será la base de la bechamel. Siempre, misma cantidad de mantequilla que de harina. En un cazo ponemos 80 g de mantequilla a fuego medio. Una vez derretida agregamos 80 g de harina y removemos para que la harina se cocine y desaparezca el sabor a crudo. Una vez que se hayan integrado bien ambos ingredientes, vamos agregando leche tibia y removiendo con unas varillas sin parar. Poco a poco, sin prisa, veréis como los pocos grumos que se puedan hacer se disuelven completamente a medida que todos los ingredientes van integrándose. La cantidad de leche dependerá del uso que le vayáis a dar a la bechamel y si la queréis más o menos espesa. Echamos sal, pimienta recién molida y un poquito de nuez moscada molida.

Echamos abundante bechamel por encima de cada mitad de berenjena. Finalmente, rallamos un poquito de queso parmesano. Gratinamos en el horno a 250ºC durante 5 minutos o hasta que estén doradas las berenjenas.

Cualquier duda, mira el vídeo.

27 de mayo de 2015

FALSO COUS COUS DE BRÓCOLI CON FRUTOS DEL MAR


Se acerca al verano, llega la época de las piscinas y playas, y todos queremos estar guapísimos. Es ahora cuando nos acordamos de esos kilos que nos sobran, así que imagino que, con esa intención, a Gemma y Alfons se les ocurrió hacer un recopilatorio de recetas saludables, aunque también apetecibles. Para ello contaron con la colaboración de unos cuantos bloggers, entre los que me incluyeron. Al final, les ha quedado un recetario estupendo que no solo nos servirá para mantener la línea de cara al verano, sino para todo el año.

Os dejo con el recetario completo y con mi propuesta. No me digáis que no es colorido y todo natural, "sin colorantes ni conservantes". Espero que os guste y disfrutéis de este ebook hecho con tanto cariño.

INGREDIENTES: 2 personas

2 brocolis
Mejillones de roca
Gambas rojas medianas
Cebolla morada
4 pepinillos en vinagre
2 anchoas
4 tomates cherrys pelados y sin pepitas
Brotes mezclum lechuga morada francesa
Ajo negro
Sal
Sal Maldon

Para la vinagreta:
Aceite de oliva virgen extra
Zumo de 1/2 lima

Utilidades:
Tabla de equivalencias

PREPARACIÓN:

Esta es una receta fácil que podemos tener preparada de antemano, sólo para emplatar. Vamos a ir por partes.

En primer lugar limpiamos los mejillones bajo el grifo. Los echamos en un cazo con un chorrito de agua y lo ponemos al fuego, para que se abran al vapor. Reservamos hasta que se enfríen. Una vez fríos sacamos el fruto de la cáscara y reservamos en un tupper en la nevera hasta el momento de emplatar.

En abundante agua hirviendo con sal echamos las gambas y las cocemos durante 1 minuto, como son más bien pequeñas no necesitan más tiempo. Las sacamos inmediatamente a un bol con agua fría con hielo para romper la cocción. Reservamos en un tupper en la nevera hasta el momento de emplatar.

Ambas preparaciones las podemos tener del día de antes.

Escaldamos los tomates para pelarlos con facilidad, aunque este paso os lo podéis evitar si no los peláis.

Para preparar nuestro falso cous cous, cortamos con un cuchillo los granitos de cada flor de brócoli, es por esto por lo que necesitamos un brócoli por persona, porque sólo cortaremos los granitos, el resto y los tallos los guardaremos para otras elaboraciones.

Elaboración sin Thermomix:

Echamos los granitos en una picadora y damos toques cortos y secos hasta conseguir que todos los granitos sean pequeños y del mismo tamaño, ¡Ya tenemos el falso cous cous!

Elaboración con Thermomix:

Echamos los granitos en el bol de la Thermomix y trituramos durante 4 seg. vel 6. ¡Ya tenemos el falso cous cous!

Para ambos procesos:

Ponemos los granitos en un colador de maya fina lo suficientemente grande para que nos quepan todos. Ponemos una olla a hervir con agua con sal. Metemos el colador con los granitos de brócoli dentro y escaldamos durante un minuto. Inmediatamente sacamos el colador y lo ponemos en un bol que tendremos preparado con agua con hielo, para romper la cocción. Una vez frío, sacamos del agua y lo dejamos escurrir.

En el momento de emplatar colocamos en el fondo del plato unas hojas de lechuga morada francesa, a continuación ponemos nuestro falso cous cous de brócoli. Picamos las anchoas y los pepinillos en vinagre, los vamos colocando por toda la superficie. Cortamos la cebolla morada en juliana y la echamos por toda la superficie. Repartimos los mejillones y las gambas, picamos el ajo negro y colocamos un par de trocitos de ajo negro encima de cada gamba.

Preparamos la vinagreta. En un tarro con tapa echamos aceite de oliva virgen extra y el zumo de lima, cerramos y agitamos con fuerza. Repartimos de manera uniforme por toda la superficie. Por último, echamos unas escamas de sal Maldon por encima.

EL RECETARIO

25 de mayo de 2015

BOLLOS CON PEPITAS DE CHOCOLATE (DOOWAPS, WEIKIS) | VIDEORECETA


No recuerdo cuanto tiempo hace que quiero hacer estos "doowaps", "weikis" o, hablando claro, "bollos con pepitas de chocolate". El caso es que guardé una receta al principio de empezar con el blog y, un día por otro, han pasado casi cinco años y todavía no los había hecho. Hasta que el otro día, sin saber muy bien porqué, me entraron unas ganas terribles de hacerlos.

Tenía todos los ingredientes, así que me puse a ello. Y el resultado fue tan rico que los volví a hacer para grabarlos en vídeo y veáis lo fáciles que son de hacer. En principio, los hice pensando en los peques, pero al final, acabamos desayunando todos bollitos y llevándolos como almuerzo al cole y a la oficina. ¡Un éxito!

Se mantienen un par de días tiernos si los conservamos en un tupper hermético, además, una vez fríos, los podemos congelar, y al descongelarse estarán como recién hechos.

Receta adaptada del recetario online de Thermomix, aunque yo he usado batidora.

VIDEORECETA


BOLLOS CON PEPITAS DE CHOCOLATE

INGREDIENTES: 15 bollitos

500 g de harina de fuerza
220 ml de leche desnatada (o entera)
80 g de azúcar
25 g de levadura fresca
60 ml de aceite de oliva virgen extra
2 yemas de huevo
1 cucharada/postre de esencia de vainilla
1 cucharadita/café de sal
150 g de gotas de chocolate negro (10 g por bollo)
Leche para pintar los bollos (o huevo batido o clara de huevo)

Utilidades:
Tabla de equivalencias

PREPARACIÓN:

En el bol de la batidora echamos 220 ml de leche tibia, a unos 40ºC. Añadimos 80 g de azúcar y 60 ml de aceite de oliva virgen extra. Colocamos la pala plana y batimos a velocidad media. Incorporamos 25 g de levadura fresca desmenuzada. Batimos un poco e incorporamos las 2 yemas de huevo. Echamos una cucharada de postre de esencia de vainilla. Añadimos 500 g de harina de fuerza, de entrada aproximadamente la mitad. Batimos con la pala plana a velocidad baja. Sin dejar de batir, vamos incorporando a cucharadas la harina restante. Echamos una pizca de sal. Una vez bien integrados todos los ingredientes vamos a cambiar la pala plana por el accesorio amasador. Amasamos a velocidad media durante 5 minutos. Rascamos los restos de las paredes, dándole a la masa forma de bola y tapamos. Dejamos reposar hasta que doble su volumen, más o menos 1,5 o 2 horas.

Enharinamos la superficie de trabajo y echamos la masa sobre ésta. Cortamos porciones de unos 60 g cada una, importante no estirar la masa para no romperla, mejor la cortamos con una espátula o cuchillo. Extendemos y aplanamos la masa de una porción dándole una forma redonda. Añadimos 10 g de pepitas de chocolate en el centro. Vamos doblando todos los lados hacia el interior, encerrando en el centro el chocolate. Le damos forma redonda y la colocamos sobre una bandeja de horno con papel vegetal. Así con todas las porciones. Tapamos los bollitos con un trapo limpio y dejamos reposar hasta que doblen su volumen, más o menos una hora y media.

Pintamos los bollos con leche, también podríais utilizar huevo batido o claras. Y al horno, precalentado a 180ºC calor arriba-abajo durante 17 minutos. Una vez horneados, los dejamos enfriar sobre una rejilla. Cuando estén totalmente fríos, se pueden congelar o guardarlos en un tupper hermético.

Cualquier duda, mira el vídeo.