GAZPACHO (ANDALUZ Y DE AGUACATE) EN BOL DE HIELO | Videoreceta


Hoy la cosa va de "cómo hacer que una receta sencilla se convierta en un plato impresionante". Pues eso, un humilde gazpacho andaluz puede ser el mejor de los entrantes si lo presentamos en estos boles de hielo tan bonitos. También nos servirían para presentar cualquier crema o sopa fría. En cualquier caso, aparte de mantener bonito y frío el gazpacho, dejaremos a nuestros invitados con la boca abierta.

Como "bonus track" os traigo un no menos impresionante gazpacho de aguacate, un plato riquísimo, perfecto para acompañar con frutos rojos. Probadlo, seguro que os encanta y no os olvidéis de contármelo.

Hay muchos boles de hielo de este tipo por la red que os pueden dar más ideas, como los de "La receta de la felicidad" o "Food and Cakes", pero el post que se lleva la palma es el de Oli de "Entre Barrancos", un tutorial completísimo con recipientes y decoraciones de todo tipo.

VIDEORECETA


GAZPACHO ANDALUZ Y DE AGUACATE EN BOL DE HIELO

INGREDIENTES: 8-10 raciones

Para el gazpacho andaluz:
5 tomates rojos
1/2 pimiento verde grande
1 pepino grande
1/2 cebolleta
1-2 ajos (según el gusto)
1 rebanada de pan del día anterior
Aceite de oliva virgen extra
Vinagre de vino blanco
Sal
Agua
Cebollino (para decorar)

Para el gazpacho de aguacate:
1 aguacate
1/2 pepino
1/2 pimiento verde
1/4 cebolleta
1 ajo
1/2 tomate verde "raf"
1 rebanada de pan del día anterior
Zumo de 1/2 lima
Aceite de oliva virgen extra
Vinagre de vino blanco
Sal
Agua
Cerezas (para decorar)
Hierbabuena (para decorar)

Utilidades:
Tabla de equivalencias

PREPARACIÓN:

Lo primero que vamos a hacer es poner en remojo dos o tres de rebanadas de pan del día anterior en agua.

Para el gazpacho andaluz. Utilizaremos 5 tomates rojos, si están maduros mejor. Los lavamos bien, Como a mi me gusta el gazpacho líquido, lo paso todo por el colador, así que no necesito ni pelarlos ni quitarles las pepitas o bien los licuamos como hago yo en el vídeo.

Partimos los tomates en cuartos y a la licuadora. Al licuar los tomates, extraemos todo su jugo y se queda la piel y las pepitas en la licuadora. Añadimos al jugo de tomate el resto de ingredientes picados en trozos pequeños y, si fuese necesario, también pelados: un pepino grande; medio pimiento verde del tipo italiano; media cebolleta; y 1 o 2 ajos, según vuestro gusto. Escurrimos una rebanada de pan y la echamos también al vaso. Un chorrito generoso de aceite de oliva virgen extra, un chorrito de vinagre de vino blanco y sal. Trituramos a máxima velocidad.

Probamos y rectificamos de sal y vinagre si fuera necesario. Vertemos agua fría hasta casi cubrir el vaso de la licuadora. La cantidad de agua dependerá, al igual que la cantidad de pan, de vuestro gusto. Si os gusta más espeso menos agua y más pan, si os gusta más líquido, como es mi caso, pues más agua y sólo 1 rebanada de pan. Trituramos y a la nevera.

Vamos con el gazpacho de aguacate. Exprimimos el zumo de lima y lo echamos a la licuadora. Añadimos medio pimiento verde, 1 ajo, un cuarto de cebolleta, medio pepino y 1 aguacate. Todo picado en trozos y, si fuese necesario, pelado. Escurrimos una rebanada de pan y al vaso. Un chorrito generoso de vinagre de vino blanco, unas 4 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra, sal y trituramos a máxima potencia. Añadimos agua fría, rectificamos de sal, trituramos y listo.

Vamos con la presentación. Usaremos un precioso bol de hielo hecho por nosotros mismos (ver vídeo, no hay mejor manera de explicarlo). Uno decorado con limones, lima y hierbabuena, en el que echamos el gazpacho andaluz. Decoramos con un poquito de cebollino fresco picado y unas gotitas de aceite de oliva virgen extra. En el otro bol, decorado con pétalos de rosas de 2 colores y hiedra, presentaremos el gazpacho de aguacate. Decoramos con unos trocitos de cereza o cualquier fruto rojo y unas hojitas de hierbabuena.

Cualquier duda, mira el vídeo.

CONVERSATION

Back
to top